Un tatuaje que actúa como monitor de glucosa

Ya hemos hablado en esta página sobre qué hacer y qué no cuando tienes diabetes y quieres hacerte un tatuaje. Ahora, esta práctica toma otra dimensión gracias a una idea de investigadores del Instituto Tecnológico de Massachusetts y de la Escuela de Medicina de Harvard.

Se trata de una tinta especialmente diseñada para realizar tatuajes, que serviría como medidor contínuo de glucosa. Su funcionamiento es tan sencillo como que el tatuaje cambiaría de color en caso de que los niveles de glucosa se alejaran de los recomendados.

La han llamado DermalAbyss, y además de alertar sobre los niveles de glucosa, puede avisar de cambios en el PH de la piel, o en los niveles de sodio en sangre, relacionados con la tensión arterial.

En el caso de los niveles de glucosa, podría cambiar de azul celeste a marrón dependiendo de los niveles, pasando por tonos verdes o anaranjados en los niveles intermedios.

Sobre esta misma idea han trabajado en la Universidad Técnica de Múnich (Alemania), donde un equipo liderado por Ali Yetisen, especialista en ingeniería química, ha desarrollado otro tatuaje biosensorial similar. Yetisen cree que es mejor medir los niveles de piel que los de sudor, como hacen los actuales parches, ya que estos tatuajes tomarían los niveles del líquido intersticial, que está entre los vasos sanguíneos y las células, teniendo una composición muy similar a la sangre, y teniendo por tanto la misma fiabilidad que un pinchazo a la hora de medir los valores.

La tinta de Yetisen mediría pH, glucosa y albúmina; y el investigador ha complementado su idea con el desarrollo de una app para smartphones que mediría e interpretaría los colores del tatuaje, enviando los resultados a un doctor.

Una tecnología que podría usarse también, por ejemplo, para comprobar si personas mayores necesitan tomar su medicación habitual.

Compártelo a través de

También te puede interesar