La dieta mediterránea favorece el control de la diabetes tipo 1

La dieta mediterránea no deja de darnos razones para conservarla, no ya como herencia cultural y gastronómica, si no como una opción de nutrición más que saludable.

Una nueva certificación de ello surge de un estudio multicéntrico que ha impulsado el grupo de CIBERDEM del Hospital de la Santa Creu i Sant Pau de Barcelona.

En él se han recogido datos de más de 250 personas con diabetes tipo 1 de diversas localidades de Cataluña. Los resultados mostraron que una adherencia a la dieta mediterránea se asociaba con una mayor calidad de vida en los pacientes.

Nos lo explica el jefe de grupo del CIBERDEM Didac Mauricio, “los resultados de las encuestas demuestran que una adherencia a las recomendaciones nutricionales de la Dieta Mediterránea está relacionada con una mayor calidad de vida en pacientes con diabetes. Por contra, no observamos asociación con la satisfacción con el tratamiento global, aunque una alta adherencia al patrón de alimentación saludable se relaciona positivamente con los ítems específicos ‘conveniencia’ y ‘flexibilidad’ y negativamente con ‘recomendar a otros pacientes que presentaban una diabetes similar a la suya el tratamiento recibido“.

No hay que olvidar que ya había estudios que apuntaban que la dieta mediterránea es un patrón dietético que ayuda a la prevención de enfermedades cardiovasculares, especialmente en pacientes con diabetes.

Otro estudio que también lideró el Doctor Mauricio en CIBERDEM ya apuntaba que los pacientes con diabetes tipo 2 muestran una mayor adherencia a los principios de la Dieta Mediterránea, y que los que la seguían solían ser personas con una mayor actividad física y edad.

No debe de extrañarnos, ya que recordemos que la Dieta Mediterránea es rica en productos vegetales, además de utilizar aceite de oliva como grasa principal. Es una gran aliada para controlar nuestro peso, ¡y además no hay quien se resista a ella!

Compártelo a través de

También te puede interesar